Avd. Manuel Agustín Heredia Nº12, 5º Izq.29001. Málaga Teléfono: 952 224 028 | Móvil: 671 600 826
Pelo Secador

¿Caída de pelo tras el verano? Te decimos por qué y cómo solucionarlo

La caída de pelo es uno de los problemas más frecuentes en las consultas de dermatología. Aunque, en ocasiones, es un problema que aparece solo en determinadas épocas del año o en momentos puntuales de nuestra vida, es lo que se puede considerar ‘alopecia estacional’.

De hecho, es muy normal que en el momento del año en el que nos encontramos -los meses de septiembre y octubre, y para la mayoría de nosotros después de las vacaciones de verano- podamos notar un ligero aumento en la caída del cabello.

Antes de nada debemos tener claro que el aumento en la caída del cabello, en la mayoría de los casos, no conduce a calvicie permanente. Y este es un detalle muy importante porque en este tipo de caídas, entre otros muchos factores, el estado de ánimo y especialmente el estrés juegan un papel decisivo.

 

 

 

 

 

 

 

El primero que percibe de forma objetiva la caída de cabello es el propio paciente, lo que genera por sí mismo estrés y miedos que pueden agravar el problema en sí.

¿Cuáles son las primeras señales de alerta ante la caída de pelo?

  • Encontrar pelos en la almohada.
  • El cabello se acumula en el desagüe de la ducha.
  • Al cepillarse, el pelo se acumula en el peine o cepillo.
  • Aparece una leve disminución de la densidad capilar.

Por eso, es muy común que los pacientes lleguen a nuestras consultas con frases como: “me despierto y la almohada está llena de pelos”, “el pelo se me cae solo al cepillármelo”, “cada vez tengo la cola que me hago en el pelo más fina” o “me encuentro zonas de claros”.

En estos casos, suele deberse a las agresiones a las que sometemos a nuestro cabello en los meses de verano, con baños frecuentes en playa y piscinas, el mayor uso del secador, cepillado y planchado del pelo por los eventos del verano.

Además, y porque no decirlo, otra causa es el estrés que supone el volver al ritmo habitual de nuestras vidas, con todos los problemas que ocasiona la vuelta al trabajo o al estudio en el caso de los más jóvenes.

También son muchos los que, en estas fechas, se acercan al gimnasio e inician dietas para intentar eliminar los efectos de los excesos del verano en su figura. Se debe tener en cuenta que una dieta muy estricta, asociada a una actividad física intensa, puede alterar el crecimiento del cabello.

Pérdida puntual de cabello

Por otro lado, en ocasiones la caída de cabello más que “estacional” es “puntual”, es decir, es el mismo paciente el que relaciona su caída de cabello con una situación concreta que identifica de una forma clara y precisa. Es lo que los dermatólogos denominan en lenguaje tricológico técnico ‘efluvios’. Los ejemplos más claros son la pérdida de cabello durante el embarazo y la lactancia, después de intervenciones quirúrgicas o accidentes graves, dietas muy restrictivas o en situaciones de estrés, angustia y tristeza.

¿Cuál es el tratamiento de la ‘alopecia estacional’?

Recurrimos al dermatólogo Norberto López Navarro para saber qué hacer en estos casos, cuando, de forma objetiva, notamos una pérdida de pelo:

  • En los casos en los que la caída es leve no se requiere la realización de pruebas analíticas especiales, ya que basta la exploración tricológica llevada a cabo por dermatólogos.
  • En casos moderados y severos no está de más descartar patologías internas de base que estén provocando esta caída (pero que como señalamos al principio suelen ser poco frecuentes).

Si la caída es leve y se descarta patología orgánica de base, “lo primero es ser consciente que el aumento de caída no suele ocasionar calvicie, con el fin de tranquilizarnos y romper el círculo vicioso que se puede generar entre estrés, miedo y caída de cabello”, aconseja el doctor López Navarro.

Como medidas de apoyo, el especialista sugiere recurrir a la toma de complejos multivitamínicos por vía oral de 3 a 4 meses, la mayoría de los cuales se componen de biotina, cistina, taurina, glutatión, zinc, hierro, cobre, selenio y antioxidantes como la vitamina E o el ácido alfa lipoico y betacarotenos.

También puede ser de utilidad el uso de estas sustancias de forma directa en el cuero cabelludo ya sea en forma de “Sprays anti caída” o “infiltradas directamente” a modo de mesoterapia.

En los casos más severos, con el fin de aumentar el crecimiento y detener la caída, se suele recurrir al uso de minoxidilo. El dermatólogo Norbeto López Navarro explica que “muchos de los pacientes al usar minoxidilo notan picor, escamas y un pelo ‘como estropajo’. Un problema que, hoy en día, se ha solucionado, en gran parte, con la eliminación del propilenglicol en algunas de las marcas que comercializan este producto. Especialmente, en nuestra opinión, recomendamos el uso de la molécula de minoxidilo en nanosomas en forma de nanoxidilo, con una excelente cosmeticidad”. El champú y otras lociones anticaída siempre son un buen apoyo al resto de tratamientos, si bien su eficacia si se usan de forma individual es más bien baja.

Fotofinder Trichovision

Como medidas adicionales el equipo de especialistas de la Clínica Dermatológica Dr. E. Herrera ofrece, para casos puntuales y específicos de este tipo de caídas, el tratamiento personalizado con plasma rico en plaquetas. Se obtienen de la propia sangre del paciente mediante un proceso rápido y sencillo de centrifugación para posteriormente infiltrarse de forma indolora en el cuero cabelludo. Este tratamiento se lleva a cabo de forma cómoda en la consulta, ya que la extracción de sangre es similar a la que se realiza para una analítica. Tras la extracción, el plasma rico en plaquetas se obtiene en máximas condiciones de esterilidad en apenas una hora, para finalmente infiltrarse de forma indolora durante 5-10 minutos. En total el tratamiento puede llevar una hora y media, y se suelen requerir entre 3 y 4 sesiones.

Además, en los pacientes que así lo deseen, se puede realizar el seguimiento y la valoración objetiva tanto de la caída como de la eficacia del tratamiento mediante la obtención de imágenes digitales gracias a la reciente incorporación del equipo Fotofinder Trichovision.

En definitiva, el doctor López Navarro asegura que “nuestro equipo ofrece la posibilidad de valoración, diagnóstico, tratamiento y seguimiento de alto nivel para las alopecias estacionales que los pacientes puedan sufrir en estas fechas, dando respuesta a la necesidad de todos ellos”.

Si quieres saber algo más concreto, puedes escribirnos y hacer tu consulta en clinicaeherrera@gmail.com.

También puedes llamar al 952 224 028 o visitarnos en la Avenida Manuel Agustín Heredia, 12, 5º izq, de Málaga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *